martes, 16 de febrero de 2016

Adiós a Philae (Bitácora de Rosetta 22)

Pese a los continuados intentos de la ESA, ya han pasado siete meses desde que la sonda Philae se comunicó con su hermana mayor Rosetta por última vez. El cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko continúa alejándose del Sol y como resultado la pequeña sonda recibe cada vez menos energía, por lo que se espera que entre en hibernación en cualquier momento, esta vez para siempre.
Última posición de Philae sobre la superficie de Chury reconstruida a partir de las imágenes (CNES).
Última posición de Philae sobre la superficie de Chury reconstruida a partir de las imágenes (CNES).
La agencia espacial europea anunció el 12 de febrero que ha dejado de enviar órdenes a través de Rosetta para intentar resucitar a la pequeña Philae, aunque sigue escuchando por si acaso ocurre un milagro. Recordemos que Philae aterrizó sobre Chury en la región de Abydos el 12 de noviembre de 2014 y solo pudo tomar datos durante 63 horas antes de agotarse las baterías. Contra todo pronóstico, Philae resucitó el 26 de abril de 2015 al aumentar los niveles de luz solar, aunque no sería hasta el 13 de junio cuando Rosetta captó señales de la sonda. Lamentablemente, a pesar de recibir datos en siete ocasiones, fue imposible establecer un enlace estable y los intentos de comunicación cesaron el 9 de julio cuando la ESA decidió alejar a Rosetta del núcleo a más de 200 kilómetros de distancia para evitar que pudiera sufrir problemas por culpa del material emitido por el cometa durante su paso por el perihelio.
Después de pasar por el perihelio el 13 de agosto, la actividad de Chury empezó a disminuir y, como consecuencia, Rosetta ha podido acercarse hasta los 45 kilómetros para recibir mejor las señales de Philae. Pero todo ha sido en vano, y eso a pesar de que Rosetta ha estado enviando órdenes a ciegas intentando activar a la pequeña Philae. Resulta imposible saber qué ha pasado exactamente con Philae, pero los técnicos de la ESA han concluido que el problema principal ha tenido lugar en los transmisores de la sonda, uno de los cuales ha fallado por completo y el otro ha funcionado de forma errática. Es posible que el fallo del transmisor se haya debido a que los paneles solares de Philae estén cubiertos de polvo procedente del incremento de actividad del núcleo al pasar por el perihelio, impidiendo que la sonda genere los niveles de potencia eléctricos necesarios para su funcionamiento. O puede que la posición de Philae haya cambiado estos meses, por lo que la antena quizá ya no esté apuntando en la dirección más adecuada.
Rosetta buscará a Philae usando la cámara OSIRIS hasta el próximo septiembre (ESA).
Rosetta buscará a Philae usando la cámara OSIRIS hasta el próximo septiembre (ESA).
Al estar más allá de la órbita de Marte, la temperatura diurna de la superficie de Chury ya ronda el límite de -51º C por debajo del cual no pueden funcionar las baterías de Philae, lo que provocará que la sonda entre en hibernación, si no lo ha hecho ya. Paradójicamente, si Philae hubiese aterrizado en Agilkia como estaba previsto habría dejado de funcionar, puede que definitivamente, en marzo de 2015 por el aumento de la temperatura. Mientras, Rosetta sigue acercándose a Chury otra vez, una secuencia que culminará en septiembre con un aterrizaje forzoso sobre el núcleo y un más que previsible épico fin de la misión. Actualmente la sonda está a 46 kilómetros de distancia en una ‘órbita’ con forma de polígono y alcanzará los 10 kilómetros de distancia en julio. Las probabilidades de que Rosetta contacte con Philae son por tanto casi nulas, pero al menos se espera que pueda fotografiar a Philae mediante la cámara OSIRIS. Y es que no olvidemos que, hasta la fecha, Rosetta ha sido incapaz de captar a la pequeña sonda sobre la superficie.
Así que ya podemos despedirnos para siempre de Philae, la segunda sonda de la ESA en aterrizar en un mundo alienígena. Hasta siempre, pequeña.
El cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko visto por la cámara OSIRIS de Rosetta el 12 de agosto de 2015 (ESA/Rosetta/MPS for OSIRIS Team MPS/UPD/LAM/IAA/SSO/INTA/UPM/DASP/IDA).
El cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko visto por la cámara OSIRIS de Rosetta el 12 de agosto de 2015 (ESA/Rosetta/MPS for OSIRIS Team MPS/UPD/LAM/IAA/SSO/INTA/UPM/DASP/IDA).
Referencias:
  • http://sci.esa.int/rosetta/57373-rosettas-lander-faces-eternal-hibernation/
  • http://blogs.esa.int/rosetta/2016/02/12/rosettas-lander-faces-eternal-hibernation/
  • http://www.dlr.de/dlr/en/desktopdefault.aspx/tabid-10081/151_read-16721/
FUENTE

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.